Diferencias fundamentales de una tarjeta gráfica integrada para ofimática y una tarjeta gráfica dedicada para diseño gráfico

Cuando compras una PC, más específicamente una computadora portátil, la pieza de hardware más complicada de elegir es la tarjeta gráfica. Es posible que hayas escuchado términos como integrada, discreta y dedicada.

En primer lugar, para reducir un poco la confusión, discreta y dedicada significan lo mismo, de modo que solo hay dos términos que debes saber para comprender la diferencia entre estos dos tipos de gráficas.

Entonces, ¿Cuál es la diferencia entre una tarjeta gráfica integrada y una tarjeta gráfica dedicada, y cuáles son los beneficios y desventajas de cada una?

La respuesta a la segunda pregunta depende de lo que necesites que realice tu computadora. Antes de comprar una PC portátil para juegos o una placa gráfica, necesitarás saber cómo y para qué la usarás.

Para ayudarte a decidir lo que necesitas, en este artículo se explican las diferencias entre las placas gráficas integradas y las placas gráficas dedicadas.

tarjeta grafica integrada


Tarjeta gráfica integrada

Una unidad de procesamiento de gráficos (GPU) de una tarjeta gráfica integrada no utiliza su propia RAM, en su lugar, utiliza la memoria del sistema. Por lo tanto, si tienes una computadora con 4 GB de VRAM, la tarjeta de video puede usar entre el 1% y 5% de la memoria disponible para el procesamiento de gráficos.

Por supuesto, este porcentaje varía según el tamaño de la tarea a realizar, especialmente si estás realizando múltiples tareas o jugando a juegos de alta calidad.

👉 Profundiza más con las tarjetas gráficas, en fichas comparativas de las placas de video más recomendadas del año

El beneficio de una unidad integrada es que es más barata, lo que a su vez significa una computadora menos costosa. Una tarjeta gráfica integrada también genera mucho menos calor que una tarjeta gráfica dedicada, además de usar mucho menos energía, lo que mejora la vida útil de la batería en general.

Las tarjetas gráficas integradas son perfectas para las personas que realizan el procesamiento gráfico diario. Esto incluye ver o editar videos, juegos en 2D y procesamiento general de textos.

Tales actividades no son de uso intensivo gráficos, por lo que una tarjeta de video de gama baja es lo ideal. Esto no significa que no puedas jugar a juegos en 3D, pero tendrás que rechazar la configuración de gráficos o experimentarás ralentizaciones en el videojuego.

Tarjeta gráfica dedicada

Una tarjeta gráfica dedicada o discreta, tiene su propia fuente independiente de memoria de video (VRAM), dejando intacta la memoria RAM del sistema que utilizas.

Por ejemplo, si tienes una tarjeta de video GeForce GTX 680M con 2 GB de memoria de video, esa memoria está completamente separada de los 8 GB de memoria del sistema de tu PC. Las tarjetas dedicadas son perfectas si te gustan los juegos con gráficos de alta calidad o si eres un diseñador gráfico profesional.

Sin embargo, hay algunas desventajas de tener una tarjeta de video dedicada. Si no posees el diseño adecuado, estas placas se calentarán. Si eres un jugador profesional de videojuegos o si ejecutas un sistema con doble monitor, la GPU tendrá que trabajar más y se calentará rápidamente.

Estas tarjetas gráficas discretas también consumen mucha energía, por lo que usar una computadora portátil con este tipo de placas de video disminuirá la vida útil de la batería.

También deberás pagar mucho más por este tipo de placas. Las diferencias de precios pueden variar, hasta cientos de dólares más por una GPU dedicada que por una GPU integrada.

Una cosa a tener en cuenta que se recomienda si vas a utilizar una placa gráfica dedicada es asegurarte de obtener una computadora portátil con al menos uno o dos ventiladores y muchas ventilaciones en su estructura externa. También puedes encontrar soportes de refrigeración especiales si quieres otorgar a tu sistema protección adicional contra el calor.

Algunas placas de video son conmutables, esto significa que la GPU está fabricada como una tarjeta de video dedicada e integrada. Cuando realiza funciones como editar una hoja de cálculo o navegar por Internet, esta clase de placa cambia a la unidad integrada, lo que preservará la batería de tu computadora portátil.

Cuando ves una película de alta definición o juegas a un juego que demanda alto procesamiento gráfico, esta placa se encenderá y funcionará como una unidad dedicada, que mejora el rendimiento general pero reduce la vida útil de la batería.

Antes de tomar una decisión sobre el tipo de tarjeta de video que deseas, asegúrate de saber cómo y para qué la usarás. Si eres un usuario casual, los gráficos integrados son excelentes. Puedes navegar por la web, ver videos en YouTube e incluso ver películas de Blu-ray sin ningún problema.

Las tarjetas de video discretas son perfectas para aquellos que desean una mejor experiencia visual, ya sea que estén jugando o diseñando gráficos.

Recuerda, los diseños visuales de los videojuegos seguirán mejorando, por lo tanto, deberás planificar con anticipación y encontrar una placa gráfica que dure unos cuantos años antes de que necesites actualizar a una más sofisticada.

👉 DEFINICIÓN DE LAS TARJETAS GRÁFICAS PARA PC

¿Interesante este artículo? ¡Puedes votar si te ha sido útil!
[Votos: 2 Promedio: 4.5]